Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de agosto, 2015

MAMÁ

Una mamá es aquella que con la caricia tierna de su mano cansada y el conjuro bendito ese que tiene el poder más grande del mundo, el sana, sana potito de rana...todo cambia de color y el dolor desaparece, la tristeza se disuelve, la nostalgia se esfuma y la alegría toma su lugar.  La que es capaz de transformar la oscuridad en luz, la noche en día el llanto en risa.   Esa con su mano ajada que a pesar de los años sigue tan tersa y cálida, que posee el dulce encanto de hacer desaparecer el miedo, de convertir agua y dos papas en la más exquisita sopa o un simple huevo en auténtico caviar. La que tiene la magia de transformar trapos en trajes de novia, cortinas viejas en hermosas cubrecamas y noches frías en gratificantes sueños. Esa que con su discurso permanente fastidia como chicharra, sermonea sin condición, se complace en torturar bañando (para Rodri) y sonando narices , la que "joroba"por el pololo y por los tragos de anoche que no la dejaron "pegar los ojos"; la …
En un lugar u otro, dentro de mí, con los ojos vendados, palabras silenciosas, boca misteriosa, el brillo del iris penetra en el silencio de la memoria. 
Voy a sembrar con mil besos todo el camino florecido. 
Díctame todos tus sueños y los realizaré en un solo instante. 
Compartamos todo el destello que aparece en cada sonrisa de los rostros valientes y decididos.


A los que ya no están con nosotros los llevamos en nuestro corazón, rincón donde duerme lo eterno, ahí donde residen nuestros bienes más preciados. Asumir la pérdida de una persona, su muerte, es algo que no es fácil para nadie y que, además, va a obligarnos a tener que desplegar una serie de estrategias para las cuales nadie nos ha preparado. Debemos aprender a decir adiós. ¿Y cómo decir adiós a quien hace un momento estaba a nuestro lado? La muerte no entiende de razones ni aún menos de tiempos. En ocasiones, se lleva a personas que aún no habían cumplido su “cuota de vida” (es lo que pensamos), personas jóvenes que aún tenían cientos de experiencias por las que transitar y que, sin embargo, se han ido de nuestro lado dejándonos su vacío. La muerte debería permitirnos una despedida. Tendría que ser como una estación de un tren, ahí donde ofrecer un adiós a nuestros seres queridos, dar un abrazo largo e intenso, decir esas palabras que siempre se quedan en el aire y que, en ocasiones,…
Con la complicidad inconfesable de mis actos,  de mis absurdos e irracionales actos, a pesar del raudo paso del tiempo, a pesar de tus agridulces llamados…
¡Te amé!









¿Qué se siente al ser vieja?

El otro día, una persona joven me preguntó: 
¿Qué sentía al ser vieja? Me sorprendió mucho la pregunta, ya que no me consideraba vieja. Cuando vio mi reacción, inmediatamente se apenó, pero le expliqué que era una pregunta interesante. Y después de reflexionar, concluí que hacerse viejo es un regalo. A veces me sorprendo de la persona que vive en mi espejo. Pero no me preocupo por esas cosas mucho tiempo. Yo no cambiaría todo lo que tengo por unas canas menos y un estomago plano. No me regaño por no hacer la cama, o por comer algunas "cositas" de más. Estoy en mi derecho de ser un poco desordenada, ser extravagante y pasar horas contemplando mis flores. He visto algunos queridos amigos irse de este mundo, antes de haber disfrutado la libertad que viene con hacerse viejo. -¿A quién le interesa si elijo leer o jugar en la computadora hasta las 4 de la mañana y después dormir hasta quien sabe qué hora?- Bailaré conmigo al ritmo de los 50's y 60's. Y si después deseo llorar po…

HONRAR LA VIDA

No Permanecer y transcurrir no es es perdurar, no es existir, ni honrar la vida! Hay tantas maneras de no ser tanta conciencia sin saber, adormecida... Merecer la vida, no es callar y consentir tantas injusticias repetidas... Es una virtud, es dignidad y es la actitud de identidad más difinida! Eso de durar y transcurrir no nos dá derecho a presumir, porque no es lo mismo que vivir honrar la vida!
No Permanecer y transcurrir no siempre quiere sugerir honrar la vida! Hay tanta pequeña vanidad en nuestra tonta humanidad enceguecida. Merecer la vida es erguirse vertical más allá del mal, de las caídas... Es igual que darle a la verdad y a nuestra propia libertad la bienvenida! Eso de durar y transcurrir no nos da derecho a presumir porque no es lo mismo que vivir honrar la vida! MERCEDES SOSA
Amar conscientemente es una de las experiencias más maravillosas que podamos imaginar, porque sin conciencia, el amor queda reducido a un acto animal que agota, mientras que vivido con conciencia, desde el corazón es fuente de felicidad y energía.  Podemos vivir la vida desde distintos niveles de conciencia. Cuanto más profundo es el nivel de conciencia en el cual vivamos, más profunda y gratificante será nuestra vida.  Amar no es desear, atraer o sufrir, amar es expandir nuestra propia conciencia. Amar es estar por encima de la dualidad, del temor y del miedo.  Se puede hacer lo que se quiere (o lo que se cree que se quiere) sin amor; pero entonces se está reaccionando y el verdadero amor, el amor consciente, no es reacción, sino continua creación.  El amor es lo que nos proporciona la alegría de vivir, y ello por una razón muy sencilla, a saber: la vida es expansión de la conciencia.  Cuando amamos estamos transmitiendo aquello que todo el mundo está consciente o inconscientemente,…

Queda Prohibido

¿Qué es lo verdaderamente importante?,
busco en mi interior la respuesta,
y me es tan difícil de encontrar. Falsas ideas invaden mi mente,
acostumbrada a enmascarar lo que no entiende,
aturdida en un mundo de irreales ilusiones,
donde la vanidad, el miedo, la riqueza,
la violencia, el odio, la indiferencia,
se convierten en adorados héroes,
¡no me extraña que exista tanta confusión,
tanta lejanía de todo, tanta desilusión!. Me preguntas cómo se puede ser feliz,
cómo entre tanta mentira puede uno convivir,
cada cual es quien se tiene que responder,
aunque para mí, aquí, ahora y para siempre: Queda prohibido llorar sin aprender,
levantarme un día sin saber qué hacer,
tener miedo a mis recuerdos,
sentirme sólo alguna vez. Queda prohibido no sonreír a los problemas,
no luchar por lo que quiero,
abandonarlo todo por tener miedo,
no convertir en realidad mis sueños. Queda prohibido no demostrarte mi amor,
hacer que pagues mis dudas y mi mal humor,
inventarme cosas que nunca ocurrieron…